11 de junio de 2006

El Esoterismo


El esoterismo (o pensamiento ocultista) es tan antiguo como el mundo; es una
forma de conocimiento que pretende captar al hombre como unidad espiritual
-a partir de una síntesis de sus intuiciones interiores-, y que aspira
también a aprehender el mundo en bloque.

Se trata de una ciencia emparentada con la etnología, la historia de las
religiones y la psicología de las profundidades. Definición etimológica: del
griego 'esoterikos': interior; asimismo, 'eisotheo': hago entrar. En téminos
generales, se refiere a lo interior del ser humano, a lo que está oculto; a
un ámbito al que sólo tienen acceso los iniciados, mediante un rito secreto
por cuyo intermedio el profano pasa del mundo de las tinieblas (vida
cotidiana existencial) al de la luz.

Es una suerte de reconstitución del Ser, de acceso a la vida eterna. El
esoterista accede al seno de los misterios máximos y, por el proceso de
iniciación, él mismo asume la postura de Dios. No se intimida ante los
dogmas, sino que se propone penetrar en ellos y trata de conocer
directamente lo que constituye la realidad interior de dichos dogmas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario