12 de agosto de 2009


Positivo significa que ante cualquier acontecimiento o

experiencia vamos a obtener lo mejor de ello, aprender de

todo y de todos, mirar incluso los errores como fuente de

aprendizaje, entender a los demás poniéndonos en su lugar,

de esa manera aprendemos a no juzgar ni criticar sobre

todo injustamente...

Esto no significa que no nos salgan las cosas mal o

como no queremos, en algunas ocasiones, sino que de todas

maneras buscaremos el lado bueno o positivo, de todo

cuanto hacemos o nos acontece...

Por eso hay que tener cuidado en lo que pensamos y

sentimos, porque somos generadores de energía que vuelve

a nosotros. Imaginemos un estanque o lago tranquilo,

donde arrojamos una piedra, veremos entonces que donde

cae la piedra se generan ondas o círculos concéntricos que

se extienden hasta la orilla, y entonces se regresan al punto

emisor. Así sucede con nosotros, sabemos por investigaciones

y experiencias que lo que pensamos genera una

emoción, la cual se manifiesta como energía en

movimiento que a su vez se transforma en substancias en el

organismo, de tal manera que dependiendo del tipo de

pensamientos serán las substancias orgánicas que estaremos

experimentando en nuestro cuerpo. Por eso se dice:

"Dime como piensas y te diré como eres y cómo estás".

Las personas que tienen pensamientos negativos, malsanos,

turbios, indecentes, en forma permanente se están

envenenando gradualmente, y eso se traduce en enfermedades,

malestar, desarmonía, estrés, accidentes, y lo que

muchos llaman mala suerte...

Otros investigadores le llaman a este principio la Ley de

atracción, de tal manera que según el tipo de pensamiento

que sostenemos en la mente, es lo que atraemos a nuestra

vida. Por ello la importancia de pensar correctamente.

Del libro: LA OTRA REALIDAD





2 comentarios:

  1. Hoy tropecé con tu blog ...siempre he creído que no se mueve una hoja del árbol sin la voluntad de Dios . Así que despacio ...iré recorriendo tu senda ...si me lo permites . Te dejo un abrazo de luz , y un Dios contigo

    Malusa

    ResponderEliminar
  2. Hoy tropecé con tu blog ...siempre he creído que no se mueve una hoja del árbol sin la voluntad de Dios . Así que despacio ...iré recorriendo tu senda ...si me lo permites . Te dejo un abrazo de luz , y un Dios contigo

    Malusa

    ResponderEliminar