14 de octubre de 2012

Yo fui una pantera....

Hace mucho tiempo escribí una Fábula, que coincidentemente la vivi... La Pantera y el Aguila Hubo una vez que una pantera mirando al cielo, vio a un águila hermosa volar, y jugar en los aires, y dejo su manada, para seguirla en sus vuelos...se había enamorado del águila... El águila era joven y audaz, también había visto a la hermosa pantera dejar a su manada y seguirla en sus andanzas por el aire, eso le gusto, y empezó a poner mas atención en la pantera, vio que era ágil, que era hermosa, que también era audaz, y sobre todo le gustó el hecho inusual de que siendo tan diferentes la pantera la amara.... Así surgió un enamoramiento, mas pronto se dieron cuenta de sus grandes diferencias, mientras la pantera corría por la llanura persiguiéndola, el águila la podía ver solo desde los aires, que mientras la pantera dormía trepada en los arboles, ella tenia su nido en los picos de las montañas, que la pantera no podía volar ni jugar en los aires, y que ella no podía correr por la llanura. Y así a través de los años el águila fue sumando las diferencias hasta que un día, se fue a marcho sin decir nada, y la pantera no volvió a verla nunca mas sobre su cielo... Por eso aunque nos atraigan y llamen la atención las águilas, las panteras debemos seguir con nuestra manada... pues de alguna manera ambos son depredadores uno del otro....

No hay comentarios:

Publicar un comentario