31 de octubre de 2012

La Paz que Traigo en Mi...

La Paz que Traigo ahora en Mi Es diferente a la Paz que soñé un día. Cuando se es joven e inmaduro, Se cree que tener Paz es poder Hacer lo que se quiere, Quedarse en silencio y jamás Enfrentar una contradicción O una decepción. El Tiempo nos va mostrando, Que la Paz es el resultado Del entendimiento de algunas lecciones importantes que la Vida nos ofrece. La Paz está en el dinamismo de la Vida, En el Trabajo, En la Esperanza, En la Confianza, En la Fe. Tener Paz es tener La conciencia tranquila, Es tener la certeza de que se hizo Lo mejor o, por lo menos, Lo intentamos. Tener Paz es Asumir responsabilidades Y cumplirlas, Es tener Serenidad en los momentos Más difíciles de la Vida. Tener Paz es tener Oídos que oigan, Ojos que vean y Boca que diga palabras Que Construyan. Es tener un corazón Que sabe Amar. Es admitir la propia imperfección, Es reconocer los miedos, Las flaquezas, las carencias. Es respetar las opiniones contrarias, Y evitar las ofensas. Es aprender de los Propios errores. Es tener el Valor de llorar o de reir Cuando sea necesario. Es tener Fuerzas Para volver atrás, Pedir Perdón, Rehacer el Camino, Agradecer.

28 de octubre de 2012

Cosas de hoy en día....




Hoy en día hay temas que da temor tocar, pues todo está trastocado. 

Y hasta a veces creo que como se ha hecho tan común ya se pasa por alto.

 Hoy en día si tiene algunos años de casada, hay que ponerse alerta, 

pues puede aparecer la hija de una amiga/o.... 

a visitarla, y este simple hecho, puede ser el detonante de una aventura amorosa, con su esposo. 

Esto se ha hecho tan común, mujeres jóvenes que buscan acostarse con hombres casados. 

Habiendo tantos solteros o divorciados para acostarse, que buscan?

La mayoría de estas aventuras no pasan de ser unos cuantos acuestes con sabor a traición. 

Y la joven cómo queda?....  Orgullosa..... contenta..... íntegra?..... 

 No hay que dañar a nadie pues en esta vida, todo el dolor que se causa se devuelve .....

Sentir cansancio

Tu cansancio no es una excusa para rendirte. Es una confirmacion de que estas consiguiendo un progreso. El esfuerzo efectivo y sostenido puede ser agotante ciertamente, y sin embargo las recompensas de ese esfuerzo son grandes. El dificil esfuerzo te hara sentir cansado y desgastado, la falta de esfuerzo es mucho peor y en ultima instancia más agotador. El desgaste que proviene de un esfuerzo honesto y efectivo rapidamente sera aliviado por buen descanso. El desgaste que proviene de vagar sin sentido no conoce tal alivio. Descansa cuando te sientas cansado. Refresca y renueva, tu mente, tu cuerpo, tu espiritu. Entonces regresa al trabajo. El esfuerzo es dificil. Eso es lo que lo hace que valga la pena. Enfócate en el objetivo y muevete hacia el a paso constante. Sigue hasta que le trabajo esté hecho y la meta se haya alcanzado. Tu desgaste es evidencia de que ya estas pagando el precio. Asegurate de seguir hasta que coseches las eventuales recompensas.

27 de octubre de 2012

En mi casa somos reales.


Mario Benedetti




 
¿Cómo hacerte saber que siempre hay tiempo?
Que uno tiene que buscarlo y dárselo...
Que nadie establece normas, salvo la vida...
Que la vida sin ciertas normas pierde formas...
Que la forma no se pierde con abrirnos...
Que abrirnos no es amar indiscriminadamente...
Que no está prohibido amar...
Que también se puede odiar...
Que el odio y el amor son afectos...
Que la agresión porque sí, hiere mucho...
Que las heridas se cierran...
Que las puertas no deben cerrarse...
Que la mayor puerta es el afecto...
Que los afectos, nos definen...
Que definirse no es remar contra la corriente...
Que no cuanto más fuerte se hace el trazo, más se dibuja...
Que buscar un equilibrio no implica ser tibio...
Que negar palabras, es abrir distancias...
Que encontrarse es muy hermoso...
Que el sexo forma parte de lo hermoso de la vida...
Que la vida parte del sexo...
Que el por qué de los niños, tiene su por qué...
Que querer saber de alguien, no es sólo curiosidad...
Que saber todo de todos, es curiosidad mal sana...
Que nunca está de más agradecer...
Que autodeterminación no es hacer las cosas solo...
Que nadie quiere estar solo...
Que para no estar solo hay que dar...
Que para dar, debemos recibir antes...
Que para que nos den también hay que saber pedir...
Que saber pedir no es regalarse...
Que regalarse en definitiva no es quererse...
Que para que nos quieran debemos demostrar qué somos...
Que para que alguien sea, hay que ayudarlo...
Que ayudar es poder alentar y apoyar...
Que adular no es apoyar...
Que adular es tan pernicioso como dar vuelta la cara...
Que las cosas cara a cara son honestas...
Que nadie es honesto porque no robe...
Que cuando no hay placer en las cosas no se está viviendo...
Que para sentir la vida hay que olvidarse que existe la muerte...
Que se puede estar muerto en vida..
Que se siente con el cuerpo y la mente...
Que con los oídos se escucha...
Que cuesta ser sensible y no herirse...
Que herirse no es desangrarse...
Que para no ser heridos levantamos muros...
Que sería mejor construir puentes...
Que sobre ellos se van a la otra orilla y nadie vuelve...
Que volver no implica retroceder...
Que retroceder también puede ser avanzar...
Que no por mucho avanzar se amanece más cerca del sol...
¿Cómo hacerte saber que nadie establece normas, salvo la vida?

Mario Benedetti 

25 de octubre de 2012

Pablo Neruda

Las palabras …Todo lo que usted quiera, sí señor, pero son las palabras las que cantan, las que suben y bajan… Me prosterno ante ellas… Las amo, las adhiero, las persigo, las muerdo, las derrito… Amo tanto las palabras… Las inesperadas… Las que glotonamente se esperan, se acechan, hasta que de pronto caen… Vocablos amados… Brillan como perlas de colores, saltan como platinados peces, son espuma, hilo, metal, rocío… Persigo algunas palabras… Son tan hermosas que las quiero poner todas en mi poema… Las agarro al vuelo, cuando van zumbando, y las atrapo, las limpio, las pelo, me preparo frente al plato, las siento cristalinas, vibrantes ebúrneas, vegetales, aceitosas, como frutas, como algas, como ágatas, como aceitunas… Y entonces las revuelvo, las agito, me las bebo, me las zampo, las trituro, las emperejilo, las liberto… Las dejo como estalactitas en mi poema, como pedacitos de madera bruñida, como carbón, como restos de naufragio, regalos de la ola… Todo está en la palabra… Una idea entera se cambia porque una palabra se trasladó de sitio, o porque otra se sentó como una reinita adentro de una frase que no la esperaba y que le obedeció. Tienen sombra, transparencia, peso, plumas, pelos, tienen de todo lo que se les fue agregando de tanto rodar por el río, de tanto transmigrar de patria, de tanto ser raíces… Son antiquísimas y recientísimas… Viven en el féretro escondido y en la flor apenas comenzada… Que buen idioma el mío, que buena lengua heredamos de los conquistadores torvos… Éstos andaban a zancadas por las tremendas cordilleras, por las Américas encrespadas, buscando patatas, butifarras, frijolitos, tabaco negro, oro, maíz, huevos fritos, con aquel apetito voraz que nunca más se ha visto en el mundo… Todo se lo tragaban, con religiones, pirámides, tribus, idolatrías iguales a las que ellos traían en sus grandes bolsas… Por donde pasaban quedaba arrasada la tierra… Pero a los bárbaros se les caían de la tierra de las barbas, de las herraduras, como piedrecitas, las palabras luminosas que se quedaron aquí resplandecientes… el idioma. Salimos perdiendo… Salimos ganando… Se llevaron el oro y nos dejaron el oro… Se lo llevaron todo y nos dejaron todo… Nos dejaron las palabras.

22 de octubre de 2012

¡definición perfecta!

Aquí estoy yo con todo lo que tengo mis hijos, en el entendimiento claro que los hijos tienen cada uno sus propias vidas que las deben vivir, así que se que tener hijos no es tener ni compañía ni apoyo, muchas madres con hijos tienen la desgracia de morir solas acompañadas por extraños, así que aspiro encontrar en mi camino, un compañero para poder vivir mis próximos años acompañada.

19 de octubre de 2012

Convivir Con Un Alcohólico o tomar la decisión de Alejarte de El y Ser Plenamente Feliz Si sientes que has llegado a tu límite, y padeces día a día el sufrimiento de vivir con una persona alcohólica, hay algo que puedes hacer por ti. Si tú vives con un alcohólico, y has intentado todo para que deje de beber, para recuperar una vida que está destrozada y sólo consigues fracasar a cada intento, éste es el mensaje más importante que puedas leer. Te voy a mostrar cómo detener esa pesadilla que estás viviendo y vas a obtener la ayuda que tanto necesitas en las situaciones más desesperadas. Solo se vive una vez, hay que aprender a disfrutar el don de la vida y a ser feliz, Tu mereces ser feliz, ya sea que tomes la decisión de seguir viviendo con un alcohólico en recuperación o alejarte de él cuando no hay expectativas de cambio. Créeme: es posible y vas a lograrlo. Mi nombre es Alexa G., y realizo varias actividades. Soy esposa, madre de 3 hijos, motivadora y empresaria por Internet. Mi vida con un alcohólico empezó hace 17 años. Antes de casarme, yo ya sabía que existía un problema de alcoholismo, pero no lo quise enfrentar en ese momento. Mi amor hacía el era tan grande que disculpaba y justificaba esa y otras actitudes hacia mí. Durante 10 años, el alcoholismo estuvo siempre presente, destruyendo nuestras vidas. Era realmente una pesadilla vivir así. Yo lo sufrí desde el primer año de casada. Sentimientos encontrados, desilusiones, pleitos, promesas rotas. En los días de juerga llegaba de madrugada, agresivo, a escuchar música con volumen alto, y no le importaba despertarnos. Había días que la juerga duraba 2 días, era muy difícil ver el estado deplorable en el que llegaba. Cuando él se iba de borrachera, yo no dormía, vivía en angustia total con temor a que algo le sucediera, hasta que finalmente regresaba a casa. Llegó a tener accidentes, sin vidas que lamentar gracias a Dios, pero fueron grandes sustos y gastos adicionales. Mis hijos crecieron y sufrían mucho al verlo en ese estado, tanto así, que desarrollaron enfermedades nerviosas por esa situación. Hubo ruegos, llantos, enojos, pleitos… todo lo que puedas imaginar. Nadie quería asumir la realidad… Durante muchos años intenté que él buscara ayuda, pero, él nunca acepto tener un problema. Me decía que él podía controlar su manera de beber, pero no era así. Cada que teníamos algún evento, empezaba a beber hasta que terminaba en una verdadera borrachera. Y al día siguiente, con toda la culpa que sentía, me prometía una y otra vez que no iba volver a suceder. Esas promesas rotas se sucedieron una y otra vez a lo largo de 10 años. Yo, como tú, me sentía agotada, desilusionada, deprimida, frustrada con mi vida. Sentía que ya lo había intentado todo, estaba tan cansada de la situación que había prometido dejarlo, pero nunca lo hice. Le dije que abandonara la casa y nos dejara, dejé de hablarle, lo insulté, le rogué que dejara de beber, le supliqué que por el amor a sus hijos lo hiciera… pero nada parecía cambiar, no conseguí nunca ningún cambio de su parte. Un día, después de tener a mi tercer bebé, me puse a analizar mi vida matrimonial. Veía mi vida muy complicada, me sentía frustrada, deprimida, con una pésima autoestima. Estaba muy triste, me sentía hundida en un pozo profundo. Había llegado al extremo, ya no salía con nadie, había dejado a mis amigas, por vergüenza, porque ellas no me entendían, ya no visitábamos a los amigos, no visitábamos a la familia… Toda mi vida giraba alrededor de él, mi mundo era completamente gris y eso me tenía totalmente desmotivada. Fue entonces que decidí hacer algo por mí Había llegado al límite, no podía soportar en lo que se había convertido mi vida. Empecé a leer libros de autoayuda y de superación. Cada libro que leía era para mí la gasolina que yo necesitaba para seguir existiendo. Eso me ayudó porque descubrí que yo era una persona valiosa y que merecía una mejor vida. Pero, a pesar de saberlo, era para mí muy difícil empezar a hacer cambios. Yo no quería hacer cambios en Mí, Yo estaba en el papel de víctima del Alcoholismo. Yo creía que el alcohólico era el único problema en mi vida. Pasó el tiempo, y un día le clamé a mi Dios que me mandara una actividad que me gustara, una actividad que yo hiciera con toda mi pasión. Pensaba que al tener algo para ocuparme y entretenerme, podría distraerme de mis problemas. Le decía a Dios, que yo veía que muchas personas tenían una actividad que les llenaba, que lo hacían con pasión y eso era lo que yo quería encontrar, porque me sentía vacía, me sentía en un abismo. Pero mi intención real no era emprender una actividad en sí, porque hacia mucho tiempo que yo había enterrado mis sueños y mis ilusiones, yo solo quería olvidarme de mis problemas. Yo creía que mis problemas no tenían solución mientras el alcohólico no dejara de beber, así que la única acción que tome fue buscar una actividad diferente. Estaba muy lejos de pensar que esa acción que tomé, me llevaría a recorrer un camino de verdadera sabiduría. Fue así como mi ser superior, mi guía espiritual, me guió hacia una actividad. Este trabajo no fue el mejor, pero sí fue el que me sacudió y me sacó de donde estaba: fue mi primer paso para empezar a tener una actividad propia. Después de un año, Dios me guió a otro trabajo que llenó mucho mis expectativas, fue donde me capacité, y me desarrollé como ser humano. Ahí empecé a trabajar en mi autoestima y aprendí a conocer la enfermedad del alcoholismo. Estudié cada libro de alcoholismo que llegaba a mis manos, estudié la filosofía de Alcohólicos Anónimos, asistí a cursos de superación personal, a talleres de crecimiento espiritual… Pero lo más importante fue que descubrí a un Dios diferente, a un Ser Superior: ya no era más el Dios que no me escuchaba, ahora es un Dios que me guía, que me da fortaleza, que me da esperanza y que me da Fe. Esa Fe con la que descubres que existe algo mucho mejor aunque todavía no lo veas, esa Fe en la que confías que todo mejorará. Y así comencé mi nueva trayectoria, mi nuevo camino. Descubrí un mundo totalmente diferente al mundo en el que me encontraba. Tenía que hacer cambios sí, y aunque a veces me resistía, seguía luchando. Todo fue un proceso, no fue nada fácil, y al igual que mi marido alcohólico, yo también caía y me levantaba. Poco a poco fueron cambiando mis pensamientos, mi comportamiento, mi situación y mi vida misma. En ese recorrido descubrí que mi destino era ser Feliz y yo tenía la responsabilidad de lograrlo. Mi vida cambio, la vida de mis hijos también cambió y logré recuperar un hogar perdido. Realmente descubrí cual era mi propósito en esta vida. Hace 7 años que mi vida empezó a cambiar, y tomó otro rumbo. Dio un giro de 360 grados y logré hacer muchos cambios en mí. Empecé a hacer las cosas de diferente manera. Seguí actualizándome, me fui transformando y todo empezó a funcionar. Encontré una luz en mi camino, descubrí que existen herramientas que nos ayudan a lograr cambios, y finalmente lo hice. Mi vida cambió por completo, mejoré mi autoestima, aprendí recursos nuevos, trabajé en ellos y todo comenzó a tomar un curso diferente. Esta fue la manera en la que logré ser feliz y con la que aprendí a vivir junto a un marido alcohólico en recuperación. He logrado cosas que jamás hubiera imaginado, he iniciado proyectos con éxito, he restaurado mi familia, que es lo más importante para mí, y he transformado mi vida, y al día de hoy, soy una persona completamente renovada. Todo este crecimiento personal y espiritual, ha dejado muchas bendiciones en mi vida, una de ellas es que mi marido haya tomado la determinación de pedir ayuda con su problema de Alcoholismo. Mi cambio de vida tuvo una influencia positiva en Él y en mis hijos, ahora he transformado mi hogar.

18 de octubre de 2012

Eres fiel a ti?

"Todas las personas al comienzo de su juventud saben cuál es su Leyenda Personal. En ese momento de la vida todo es claro, todo es posible y no tienen miedo de soñar. No obstante, a medida que el tiempo va pasando, una misteriosa fuerza trata de convencerlas de que es imposible realizar esa Leyenda Personal". P. Coelho

17 de octubre de 2012

Carta de Bill W.

Hola, te voy a contar mi historia: Yo había sido durante años un empedernido bebedor problema y finalmente me encontraba al borde del abismo. Un médico muy bueno había pronunciado la lúgubre sentencia: “Bebedor obsesivo, en rápida deterioración – desahuciado.” El médico solía hablar de mi caso con palabras como éstas: “Sí, Bill tiene defectos de carácter subyacentes… gran sensibilidad emocional, puerilidad e inferioridad. “Este auténtico sentimiento de inferioridad se ve exagerado por su sensibilidad pueril y esta situación es la que genera en él esta ansia insaciable y anormal de aprobación personal y de éxito ante los ojos del mundo. Niño todavía, llora por la luna. Y parece que la luna no quiere escucharle. “Al descubrir el alcohol, encontró en ello mucho más de lo que encuentra la gente normal. Para él el alcohol no es un mero tranquilizante; significa la liberación – liberación de los conflictos internos. Parece liberar su atormentado espíritu.” A continuación el doctor decía: “Si lo consideramos así, nosotros, la gente normal, podemos imaginarnos cómo un hábito obsesivo puede convertirse en una verdadera obsesión, como ha ocurrido en el caso de Bill. Una vez que él llega al punto de obsesión, el alcohol eclipsa todo lo demás. De allí parece ser sumamente egoísta. E inmoral. Mentirá, engañará, robará o hará lo que sea, para lograr su objetivo de beber. Naturalmente, todos los que están a su alrededor se sienten asombrados y desconcertados porque creen que sus acciones son voluntariosas. Pero esto dista mucho de ser así. La verdadera imagen de Bill es la de un idealista en bancarrota: de alguien que se encuentra en quiebra por haber perseguido sus sueños vanos y pueriles de perfección y poder. Ahora víctima de su obsesión, es como un niño solito llorando en un cuarto oscuro y extraño; esperando angustiado a que venga su madre – Dios – y encienda una vela.” Tengo que confesarte, Madre de “J”, que es posible que yo haya inventado una parte de lo dicho por el médico. Pero ésta es la vida de un alcohólico, tal y como yo la he vivido. ¿Tenía yo, como alcohólico, un carácter defectuoso? Por supuesto que sí. ¿Era yo también, como alcohólico, un hombre enfermo? Si, muy enfermo. No sé hasta qué punto yo era responsable por mi forma de beber. No obstante, no soy uno de aquellos que se amparan en la idea de que solo era un hombre enfermo. Sin duda, en los primeros años, yo tenía cierto grado de libre albedrío. Abusé de ese libre albedrío, para el gran sufrimiento de mi madre y de muchos otros. Estoy profundamente avergonzado. Tú, como persona que me conoce un poco, puede que sepas que, hace diez años, un amigo mío, que era un alcohólico liberado, vino a traerme la luz que finalmente me sacó de mis tormentas. A ti y a los tuyos también les llegará un día como ése- estoy totalmente seguro! Con mis mejores deseos, Bill

15 de octubre de 2012

Nada es para siempre, pero hay diferencias.

Nunca me ha llamado la atención que si se dice esto o aquello sobre mi.

 Sea lo que sea, viva en donde viva y me encuentre en donde me encuentre, eso no tiene referencia alguna. 

Siempre es lo mismo para mi; todo se va y nada es para siempre, pero hay una gran diferencia.

 A veces las cosas se retiran por si solas cuando tienen que pasar, pero hay otras que son arrebatadas por el destino sin el mas mínimo aviso.

 Y son esas ocasiones las que me dejan con un hueco en medio del corazón y me roban un pedacito mas de alma.

 Dejándome mas fría de lo que ya estaba.

Es algo tan sencillo derrochando tristeza incierta...


Juegan quererse, juegan mirarse, juegan a practicar la felicidad.

No saben que no vale la pena, que no dejara nada mas que hambre por donde alguna vez un fuego opacó y restregó la frustrante y demacrada alegría que un ser podría dar.

 No va a cambiar nada que se pueda mejorar con virtud, ni utilizando las sonrisas gastadas ni las caricias mal usadas.

 Lo hecho hecho esta, y si al final ese hoyo profundo con hambre de amor se convierte en un gigante negro y explotado tratando de salir a la superficie a base de golpes emocionales, sera mas que un plan del destino para mostrar su poder a la vida misma.

 De nada servirá llorar, y sin ni siquiera tomar en cuenta que las lágrimas ya no existirían pues fueron usadas demasiadas veces sin conmoción alguna.

Tendrán la vida en frente y no sabrán que camino tomar, sera un circulo vicioso o un túnel sin salida secreta capaz de enloquecer de tristeza al mas fuerte.

 No sabrán lo que es amor, ni todo lo que la palabrita podrá dominar. Y jamas sentirán la luz de la mejor creación existente.

solo así con la soledad...

La soledad como amiga no conviene, ya que te aleja de lo bello y te llena de confusión. Es mejor usarla como conocida o compañera, darle la bienvenida cuando convenga, para aclarar momentos o incluso dejarte sorprender por su aparición y solo permitirle cortas visitas, pues, en ciertos casos, no hay mal que por bien no venga. Ella, si esta de malas, te arrebata todo y te deja en la oscuridad, si esta de buenas te trae momentos apacibles y te regala de su sabiduría. Si se le ocurre engañarte y se esmera en su tarea auto impuesta no te suelta y se queda como tu media naranja chupando te la vida a base de traguitos de felicidad, pero también, siempre puede llevar consigo buenos pensamientos y llaves a nuevas liberación. Es parte de la vida, solo hay que saber hasta que punto llegar con ella. Pues como mucha cosas, uno o las ama, o las odia.

14 de octubre de 2012

Yo fui una pantera....

Hace mucho tiempo escribí una Fábula, que coincidentemente la vivi... La Pantera y el Aguila Hubo una vez que una pantera mirando al cielo, vio a un águila hermosa volar, y jugar en los aires, y dejo su manada, para seguirla en sus vuelos...se había enamorado del águila... El águila era joven y audaz, también había visto a la hermosa pantera dejar a su manada y seguirla en sus andanzas por el aire, eso le gusto, y empezó a poner mas atención en la pantera, vio que era ágil, que era hermosa, que también era audaz, y sobre todo le gustó el hecho inusual de que siendo tan diferentes la pantera la amara.... Así surgió un enamoramiento, mas pronto se dieron cuenta de sus grandes diferencias, mientras la pantera corría por la llanura persiguiéndola, el águila la podía ver solo desde los aires, que mientras la pantera dormía trepada en los arboles, ella tenia su nido en los picos de las montañas, que la pantera no podía volar ni jugar en los aires, y que ella no podía correr por la llanura. Y así a través de los años el águila fue sumando las diferencias hasta que un día, se fue a marcho sin decir nada, y la pantera no volvió a verla nunca mas sobre su cielo... Por eso aunque nos atraigan y llamen la atención las águilas, las panteras debemos seguir con nuestra manada... pues de alguna manera ambos son depredadores uno del otro....

DIOS

Si habrá un ser magnifico y omnipotente viéndonos desde su reino infinito es una pregunta tan corta como la respuesta indefinida. Muchos aceptan que no creen en El por el simple hecho de que no esta comprobado. Ni la biología, ni la química, ni la arqueología, ni los mas grandes científicos, astrónomos, políticos lo han podido comprobar, y aun respetando su opinión me atrevo a recordarles que tampoco lo han podido negar. Otros dicen que nunca lo han visto, y hasta no ver, no creer, pero, y que pasa con el amor por ejemplo? el amor no se toca, es invisible y al mismo tiempo tan maravilloso como poco en este mundo. Seguro que me podrán decir que amar esta comprobado por miles de doctores, que su existencia es tan realista como que el sol alumbra la tierra, pero también puedo asegurar que todos los creyentes tienen pruebas trascendentes de que su Dios no solo les ilumina la vida, sino también hasta el mas pequeño rincón de sus almas. La gente se pregunta como es que Dios, si es que lo hay, siendo más que un ser creador de universos, nos ha podido dejar en tal ruina como en la que nos encontramos. Como no leemos la Biblia no recordamos que vivimos en un mundo caído. Hay mas canciones que te llenan de alegría que películas que te hacen llorar. Hay mas gente contenta que frustrada como amables que violentos. Así que cuando me hablan de odio, me dicen que es un sentimiento malévolo que va carcomiendo a la humanidad como polillas la madera, no me queda mas que preguntarme si nos estaremos dando realmente cuenta del verdadero significado que se esconde detrás de esa palabra. Estoy segura que el odio es un sentimiento subestimado, pues cuantas personas no presumen odiar infinidad de detalles, odiar infinidad de personas, odiar costumbres infinitas, pero si nos ponemos a pensar acerca del significado de todas esas frases, llego siempre a la conclusión de que no es cierto, no es verdad! nosotros los humanos no estamos creados para odiar, sino para amar, como nuestro Creador, y si no fuera así, no malinterpretaríamos esa emoción llamada odio. Nosotros no odiamos a las cosas, simplemente no nos gustan, no estamos acostumbrados. Si realmente odiáramos a las cosas, o incluso a las personas, los psicólogos en esta tierra no serian suficientes, o mas bien, en la prisión no cabríamos todos. Pues odiar es lo mas extremo que se puede haber, odiar nos haría incluso querer matar, acabar con ello que tanto rechazamos! mas sin embargo no lo hacemos, simplemente lo dejamos pasar. Sin embargo el amor, todo el amor infinito que un ser puede sentir no tiene limites, es tan real como el aire que respiramos, y tan sano como la luz del sol. Tal vez piensen que todas mis palabras nacen de una chica a la que no le ha tocado ver lo que en verdad nos muestra la otra cara de la moneda, y quien sabe, tal vez sea cierto, tal vez nunca he vivido en carne propia lo que la maldad es capaz de lograr, y tal vez sea cierto que hay miles de personas en cada rincón del planeta que se las han visto negras, pero con lo que no estoy de acuerdo es que esas mismas, esas personas que creen haber vivido lo mas duro de la vida digan que nunca, en ningún instante durante ese trayecto oscuro y difícil surgió Dios desde su maravilloso palacio y les tendió la mano, pues pondría las manos al fuego por que no es verdad. El ayuda, nuestro creador esta presente, por todas partes, en cada rincón de nuestras vidas, en cada instante de nuestra existencia. Y siempre se preocupa por nosotros, somos sus hijos, su creación mas maravillosa, los seres vivos, los únicos que mas se acercan a la perfección, así que el se tiene que preocupar por nosotros. Somos tesoros, cada uno de nosotros valemos mas que cualquier otra cosa en toda la galaxia! Y cuando alguien piensa que esta solo, y que pasan los años y ni rastro de esa ayuda celestial han visto, y empiezan a perder la ilusión de un ingenioso rescate de esa isla desierta, tal vez es que no han visto bien, tal vez es por que no han buscado la ayuda indicada. Tal vez ese rescate ha estado allí desde el comienzo de la perdición, pero no fueron capaces de verlo! Así que que si, estoy segura de que la gente que ha vivido y sobrevivido para decir que Dios no existe por que los dejo solos en el momento menos indicado es que o bien no supieron ser pacientes, o no pudieron ver su salvación. Se encontraban tan perdidos en su pesadilla privada que cuando llego la luz la confundieron con otro punto invisible e inservible entre la infinidad. Dios nos da una vida bella, pero también nos da libre albedrío, y los que no sonríen, sino mas bien se deprimen, es por que así se quieren sentir, así quieren ser, sino no habría niños con cancer sonrientes, ni niños en África bailando en medio de sus pueblos, ni cientos de bebes naciendo por minuto. Y aun si para ti toda esta platica llena de fe no es coherente, que mas da? Nosotros, todos nosotros, todos los seres con corazón y mente necesitamos una motivación para vivir. Alguien a quien sostenernos en momentos aislados. Y que mejor que Dios, el creador de este hermoso mundo para tenerle fe?! Necesitamos a alguien a quien contarle nuestras penas, nuestras dudas, nuestros deseos, por que a no Dios? Necesitamos saber que aun estando solos en el planeta tierra siempre estamos acompañados por un ser sin igual, guiados hacia un buen camino... Quien mejor que Dios para motivarnos a ser cada día mejores?! Nadie, pues nadie como El. La hermosura que veo reflejada en el mundo me comparte de fe suficiente como para creer que existe un Dios lleno de amor y creador de vida. No se como se ve, pero para mi, existe. Y nunca nos deja solos, sino nos cuida, nos ama.

13 de octubre de 2012

La razón de los "malos" recuerdos




El tiempo y el olvido van agarrados de la mano paseándose por el camino de los recuerdos sin nombre fijo ni definición propia. Entre mas pasan los días mas años se le van acumulando al pasado de tu destino, al igual que las experiencias se van adjuntan en archivos de emociones diversas.
 Es mas fácil juntar diminutos pedacitos de recuerdos de lo que tu vida una vez fue o lo que una persona una vez te hizo sentir a lo que en realidad paso y te hizo crecer y llegar hasta donde ahora estas. Nos autoprotegemos de la manera mas sencilla posible ante futuros encuentros imprecisos que hasta estos inoportunos momentos se habían mantenido en las profundidades de una mente sin intención. La gente que nos dejó o nos desilusiono ya no son simples personas capaces de cometer errores tan inmensos como diminutos a lo largo de sus vidas, sino seres con caras borrosas y actos desolados que solo nos provocan una vaga sensación de tanto un desprecio inexplicable como una sensación confusa de añoranza. Nuestro cerebro solo entiende de recuerdos tristes por que los asociamos con el sentimiento que ahora manteamos hacia esa persona. Si ese ser importante en tu vida te esta fallando en tu presente, sus recuerdos, o la mayoría de ellos se empezaran a teñir de gris, y nos sera mas fácil recordar los instantes fallidos que las risas inocentes que tiempo atrás se compartieron. Tal vez hayan habido millones de momento dulces pero por unos cuantos que hayan de desolación, a todo la alegría ya vivida no se le podrá hacer justicia. Cuando nos encontramos en malas condiciones debido a alguien, nuestra mente se autoprotege pensando que si estamos conscientes de que siempre fue así, no nos deberemos ilusionar y mucho menos sorprender por lo que a continuación venga. Pero las personas cambian, algunas se vuelven de "malas" a "buenas" o de "buenas" a "malas", dependiendo de tu punto de vista, dependiendo de su vida, dependiendo del valor que se le da en este mundo a las cosas. Y si solo por estar en una fase con aguas profundas y marea alta se van a olvidar los momentos creadores de tantas ronrisas, y se sustituirán por recuerdos sin un fin que valga la pena pasar por todo lo que se ha pasado, entonces mejor no hacer la pregunta de a donde iremos a parar, la respuesta conlleva a muchas mas angustias de las que una persona debería de soportar.

12 de octubre de 2012

Desiderata





Camina serenamente entre el ruido y la agitación,
piensa que puede haber paz en el silencio.

Hasta donde sea posible sin rendirte,
trata de estar en buenos términos con todo el mundo.
Di tu verdad serena y claramente y escucha a los demás,
hasta a los aburridos e ignorantes;
ellos también tienen su historia.
Evita a las personas agresivas y escandalosas,
pues son espinas para el espíritu.

Si te comparas con los demás
puedes ser vanidoso o amargado,
porque siempre habrá personas menos capaces
y personas más capaces que tú.
Disfruta de tus éxitos y de tus planes,
igual que de tus fracasos.
Guarda interés en tu propia carrera,
por humilde que sea;
es una posesión real en los cambios de fortuna del tiempo.

Sé cuidadoso, pues el mundo está lleno de trampas;
mas no dejes que esto te ciegue a la virtud que existe;
muchas personas están luchando por altos ideales
y por todas partes la vida está llena de heroísmo.
Sé tú mismo,
especialmente no muestres tu afecto cuando no lo sientas;
tampoco seas cínico en el amor,
porque a pesar de toda la aridez y desencanto,
es eterno como Dios.

Acepta con cariño el paso de los años
y entrega con gracia las cosas de la juventud.
Alimenta la fuerza del espíritu para que te proteja
y sostenga en la desgracia repentina.
No te atormentes con la imaginación;
muchos temores nacen de la fatiga y la soledad.
Además de seguir una autodisciplina saludable,
sé gentil contigo mismo.

Tú eres una criatura del universo,
igual que los árboles y las estrellas;
tú tienes derecho a estar aquí
y aunque sea o no bien claro para ti,
el universo se está desarrollando como debe de ser.
Por eso debes estar en paz con Dios,
cualquiera que sea tu idea de El.
Y no importa cuáles son tus inclinaciones y aspiraciones,
conserva la paz de tu alma en la bulliciosa confusión de la vida.

Aún con toda su farsa, penalidades y sueños fallidos,
el mundo es muy hermoso.
Sé cauto, esfuérzate por ser feliz.

Maz Ehrmann 

11 de octubre de 2012

Quizá te llegue el amor " Bonito"





Quizás Dios quiere que conozcamos unas pocas personas equivocadas antes de conocer a la correcta, para que cuando finalmente conozcamos a la persona correcta, sepamos cómo estar agradecidos por ese regalo.

Cuando la puerta de la felicidad se cierra, otra se abre, pero muchas veces miramos tanto la puerta cerrada que no vemos la que ha sido abierta para nosotros.

El mejor tipo de amigo es aquel con quien te puedes sentar en el patio y columpiarte con él, sin decir una palabra, y después irte sintiendo como si hubiera sido la mejor conversación que jamás tuviste.

Es cierto que no sabemos lo que tenemos hasta que lo perdemos, pero también es cierto que no sabemos qué nos está faltando hasta que nos llega.

¡Darle a alguien todo tu amor nunca es una garantía de que te amará de vuelta! No esperes amor a cambio, sólo espera a que crezca en su corazón, pero si no lo hace, alégrate de que creció en el tuyo.

Toma sólo un minuto hacer el amor con alguien, una hora para que te guste, y un día para enamorarse. Pero toma toda una vida olvidar a alguien. No te fijes en la pinta; te puede decepcionar. No te fijes en la riqueza; incluso eso se desvanece. Fíjate en alguien que te haga sonreír porque se necesita sólo una sonrisa para hacer que un día oscuro parezca claro. Encuentra aquel que hace sonreír a tu corazón.  

Hay momentos en la vida que extrañas tanto a alguien que tan sólo quieres tomarlo de tus sueños y ¡abrazarlo de verdad!

Sueña lo que tú quieres soñar; anda donde tú quieras ir; sé lo que tú quieres ser, porque sólo tienes una vida y una oportunidad para hacer todas las cosas que quieres hacer.

Ponte siempre en los zapatos del otro. Si sientes que te duele probablemente también le duele a la otra persona. La gente más feliz no necesariamente tiene lo mejor de todo; ellos tan sólo saben sacar lo mejor de todo lo que se les presenta en el camino.

La felicidad está con aquellos que lloran, aquellos que están dolidos, aquellos que han buscado, y aquellos que han intentado, porque sólo ellos pueden apreciar la importancia de aquella gente que ha tocado sus vidas.  Porque el amor comienza con una sonrisa, crece con un beso y termina con una lágrima.

No puedes ir bien en la vida hasta que dejas ir tus fracasos y tus penas del corazón pasadas.  Por eso, te deseo "Que tengas suficiente felicidad que te haga dulce, suficientes pruebas que te hagan fuerte, suficiente esperanza que te haga feliz."

Bendiciones!!!





Cuatro secretos para ser feliz

Lo que más deseamos en la vida es la felicidad. Pero en ocasiones saboteamos nuestros esfuerzos para alcanzarla.
La felicidad no es un destino a donde se llega, sino es la manera de caminar por la vida. Sin embargo, de manera extraña, en el trayecto podemos tropezar con dos problemas graves: algunos seres humanos tienen miedo de ser felices y muy pocos saben exactamente qué desean.
Si quieres vencer estos dos obstáculos y pertenecer al selecto grupo de gente feliz, te sugerimos seguir cuatro pasos para lograrlo.

1 - Desmantela tu armadura

Con frecuencia tememos ser felices y saboteamos nuestras ilusiones porque pensamos que no merecemos la felicidad y nos da miedo tratar de alcanzarla.
La forma más sencilla y frecuente de protegernos y mantenernos a salvo es construir una armadura de acero en la que encerramos nuestros sueños y deseos para que nadie pueda alcanzarlos ni destruirlos. Y, por supuesto, el resultado es que jamás damos un solo paso para hacerlos realidad.
Acepta que al reprimir tus sueños no los proteges, sino que impides que se realicen. Haz esfuerzos verdaderos para convertirlos en realidad. Esta decisión te puede llevar a correr algunas desilusiones y desengaños; pero también te llevará a éxitos que de otra manera no lograrías jamás.

2 - Conéctate con los deseos de tu corazón

Haz una “cita” contigo mismo para explorar cuáles son los sueños y los deseos que duermen en el fondo de tu corazón. Considérala y trátala como la cita más importante de tu vida.
Si lo consideras necesario, asiste a ella con libreta y pluma en mano.
Anota cuanta idea se te ocurra sobre lo que deseas, aunque te parezca absurda.
Cuando no tenemos idea de cuáles son nuestras metas en la vida ni sabemos cómo alcanzarlas, es una buena idea ayudar al cerebro a realizar esta exploración.
Lo importante es que logres conectarte con lo que tu corazón anhela realmente y que llegues a vislumbrar los diferentes caminos por medio de los cuales podrías alcanzarlo. De este modo, te será más fácil empezar a dar los pasos necesarios para convertir ese sueño en realidad.
Los esfuerzos que hagas llenarán de interés tu vida y te harán probar las primeras mieles de la felicidad.

3- Reconoce tu propio poder

Todos somos mental y físicamente capaces de hacer lo que nos proponemos; los límites los ponen nuestro miedo y nuestra imaginación. Y todos merecemos el éxito, como merecemos el amor y la felicidad.
Desafortunadamente, para muchos es más fácil decir “no puedo”; y todos solemos creer en nuestras propias palabras. Así que para conquistar la felicidad, empieza a practicar una actitud positiva, a fomentar la confianza en ti mismo y a decir “sí puedo”, a todos los retos que te vaya planteando la vida. Muy pronto descubrirás que puede hacer cosas de las que antes te sentías incapaz.

4 - No tomes precauciones como pretextos.

Algunos temores son buenos. Ser precavido y cauteloso es una virtud cuando se conduce un automóvil, se tienen hijos pequeños y se desea evitar cualquier tipo de accidente. Pero cuando el miedo te impide lanzarte en busca de tus sueños, ha llegado el momento de deshacerse de él.

En las decisiones importantes de la vida los temores y pretextos deben dejarse a un lado y debe imponerse el valor para correr ciertos riesgos, porque se necesita determinación para perseguir y alcanzar los grandes sueños. Para ser feliz hace falta honradez para seguir el camino correcto en su consecución y para no estropearla con la mentira o el egoísmo. Pero, ¿cómo sé en cada momento que estoy siendo honrado con las personas que realmente me importan? El problema que se nos plantea es el de reconocer el tipo de amor apropiado -cuál es la manera correcta de amar-, y distinguirla de un amor equivocado -que pueda terminar destruyendo aquello que uno ama.

Denis Derivet

10 de octubre de 2012

Amigos para siempre

Yo no necesito conversar porque adivino que ya sabes como soy tu me has conocido siempre. Tu, cuando me miras puedes ver, dentro de mi lo que yo nunca imaginé, yo te he conocido siempre. Amigos por siempre es nuestro canto de amistad y para siempre ser amigos de verdad, nada ni nadie nuestro lazo romperá amigos para siempre. Te siento cerca si es que estás lejos de aquí, solo teniéndote a mi lado soy feliz y en cada tiempo donde estés podrás oír amigos para siempre. Sé que ya nos quedan por vivir, buenos momentos que supimos compartir, solo se vivir contigo. Sé que cualquier día partirás, pero también se que jamás olvidarás la amistad que nos ha unido. Amigos por siempre es nuestro canto de amistad y para siempre ser amigos de verdad, nada ni nadie nuestro lazo romperá amigos para siempre. Te siento cerca si es que estás lejos de aquí, solo teniéndote a mi lado soy feliz y en cada tiempo donde estés podrás oír amigos para siempre. PSD: Cuanto me gustaría que la vida sea como los poemas de amor...es tan distinta...en todo...

Amor se escribe con P




La Palabra AMOR se escribe con P Porque para amar se debe poseer PACIENCIA

 en los momentos en que el mismo amor te pone a prueba. El verdadero amor se escribe con "P"

 Porque para olvidar un mal recuerdo debe de existir PERDÓN antes que el odio entre a aquellos que

se aman. Amor se escribe con "P" Porque para obtener lo que deseas, debes de PERSEVERAR hasta

alcanzar lo que te has propuesto. El sincero amor se escribe con "P"

 Porque la "PACIENCIA", el "PERDÓN" y la "PERSEVERANCIA" son ingredientes necesarios

 para que un amor perdure.

 Porque amor es también... una PALABRA dicha a tiempo...

 Es el PERMITIRSE volver a confiar...

 Es PERMANECER en silencio escuchando al otro...

 Es esa PASIÓN, que nos llena de estrellitas los ojos al pronunciar el nombre del que amamos...

 El amor se escribe con "P" Porque son esas PEQUEÑAS cosas que nos unen al ser amado día tras día.

8 de octubre de 2012

Una carta de mis hijos

6 de Octubre del 2012 Hola mamá: Esta carta es de parte de tus hijos, y queremos decirte que te queremos mucho y que estamos muy contentos con este hogar que hemos formado, y admiramos mucho la fortaleza que has mostrado este año, tu valentía y aceptación nos ha transmitido a nosotros la fortaleza que necesitábamos para enfrentar la vida en momentos difíciles, sin quejarnos, solo caminando hacia adelante con fe y esperanza, de que todo va a mejorar, valores que desconocíamos, queremos decirte que te amamos mucho y que estamos felices de estar contigo en este hogar que hemos formado los tres juntos. Pablo y Sergio Psd: Gracias a mis hijos que me han dado en este tiempo de tribulación, toda la fuerza y el amor, para saber que no estoy sola y que soy capaz de salir adelante ......sin ellos no hubiera podido....

4 de octubre de 2012

La psiquiatra Marie–France Hirigoyen considera que cada vez hay más 'personas perversas'

Y analiza los motivos del abuso de debilidad: Probablemente en más de una ocasión ha tenido la sensación de que alguien quiere aprovecharse de usted. El problema surge cuando esa extralimitación supone un grave perjuicio para la persona estafada, timada o manipulada. La psiquiatra, psicoanalista y psicoterapeuta de familia Marie-France Hirigoyen aborda los agravios cometidos contra los que están en situación de debilidad o que se sienten débiles aún sin serlo y que acaban permitiendo que personas sin escrúpulos los utilicen y se aprovechen de ellos con total impunidad. Según la autora, este tipo de casos van al alza y por eso exige que los estados protejan a los ciudadanos más vulnerables. - ¿Ahora qué le ha llevado a escribir sobre al abuso de debilidad? - En estos temas el límite entre lo normal y lo anormal es muy poco preciso y, por lo tanto, me pregunté cuál era esta zona gris. Las personas que yo trato que han sido víctimas de acoso o de violencia psicológica se quejan de que, a pesar de que en Francia existe una ley que lo regula, es difícil aportar pruebas porque hubo “consentimiento”. - Póngame un ejemplo. - En el acoso sexual puede ser que un hombre presione a una mujer hasta el punto que acabe invadiendo su psique y su presencia y ella no tenga ningún medio para resistirse psicológicamente. Podríamos decir que esto sucede porque esa mujer es débil, pero no es así, sino que la técnica para invadirla es muy eficaz. - En este sentido, ¿cuál es su principal preocupación? - Cómo se llega a aceptar una situación que no nos conviene. Una de las objeciones al primer libro que escribí, el del acoso moral, hacía referencia a que no había tantos comportamientos perversos en la sociedad, pero ahora es algo indiscutible: cada vez hay más personas perversas en el mundo. - ¿Y cuál es el fundamento de esta conclusión? - Pienso que nuestra sociedad ha cambiado bajo la influencia de los actuales métodos de gestión y de los nuevos medios de comunicación. Las cosas van muy deprisa y todo parece posible instantáneamente. Por ejemplo, en el mundo laboral se utiliza a las personas como si fueran piezas de ajedrez, se les promete muchas cosas maravillosas sobre su futuro profesional y después se las desecha cuando no se las necesita. Hay una especie de cinismo generalizado y el motor esencial de nuestra sociedad es el poder y el dinero. - Suena desesperanzador. - Se ha demostrado con los grandes escándalos internacionales ocurridos recientemente de banqueros, políticos y dirigentes que han hecho trampas, han mentido y no les ha pasado nada. Nuestros hijos aprenden que hay que seducir, hacer trampas y mentir para tener éxito. Esto es grave. Los casos de manipulación que trato son una especie de alegoría de lo que sucede en el mundo. - ¿Qué persigue con esta denuncia social? - En nuestra época los criterios para tener éxito profesional o político son exactamente los mismos que utilizan los perversos oradores o manipuladores, casi psicópatas, que describo en el libro. El objetivo es que nos interroguemos y que a través de estos casos, que pueden parecer anecdóticos, nos preguntemos qué pasa con la sociedad y con los límites que nos concedemos sobre comportamientos que pueden ser aceptables o no. - ¿Qué es el abuso de debilidad? - Desde un punto de vista jurídico, es el uso excesivo de un derecho que va en contra del derecho de otra persona. Las personas vulnerables en Francia, según la ley, son la gente mayor, los discapacitados y los niños. También se refiere a las personas que están sometidas económicamente, bajo el poder de otras. Al principio se había añadido esto último a la ley para luchar contra las sectas. - ¿Pero? - Es muy difícil probar que una persona ha aceptado un comportamiento que le perjudica. Los casos que se juzgan en Francia están más relacionados con gente mayor que ha sido manipulada por personas que en principio las tenía que ayudar y que se han aprovechado para ocupar un espacio y excluir a la familia, que han conseguido que las pusieran en el testamento. La rivalidad por la herencia también puede darse dentro del entorno familiar, pero lo que es nuevo y se está extendiendo por toda Europa es el poder de las sectas sobre la gente mayor. - ¿El nivel de formación es una prevención contra el abuso de debilidad? - Al contrario, contra más cultos e inteligentes somos, más percepción tenemos de que no corremos peligro y no desarrollamos nuestro espíritu crítico sobre este tipo de cosas. Puede ser una trampa. - ¿Todas las víctimas de abuso de debilidad son débiles? - Desde un punto de vista jurídico, sí, pero desde mi punto de vista, no. Tengo un ejemplo, que es de un amigo mío que fue víctima de un estafador. Y me dijo: "No es un abuso de debilidad porque yo no era débil cuando encontré a ese hombre, pero es un abuso de simpatía, conocí a alguien tan seductor, agradable, inteligente y culto que no desconfié suficientemente hasta que me enteré que era un timador buscado por la policía. - ¿Las personas débiles pueden cambiar su estatus de víctima? - Creo que se puede salir del estatus de víctima, trabajo para conseguirlo, porque sino, sería un fracaso para mí. Pero cuando se ha estado mucho tiempo bajo el poder de alguien, es más difícil abandonar este rol. - ¿Qué prevención se tiene que tomar para no ser tan fácilmente manipulables? - Desarrollar el espíritu crítico y escuchar un poco más nuestros sentimientos, no reaccionar solo a la rapidez de los intercambios, darse un tiempo de reflexión, preguntarse “¿esta situación me conviene o no?”. Y esto hay que hacerlo bastante deprisa porque cuando estamos inmersos en una situación de manipulación, hay un momento en que no se entiende nada, entonces, hay que hablar con otra persona, distanciarse un poco para intentar ver las cosas de otra manera.

Dios mío ....Hoy ayúdame...

"Hoy, Dios mío, ayúdame a abandonar mi necesidad de hacer todo solo y mi creencia de que estoy solo. Ayúdame a recurrir a Tu Divino Poder y Presencia, y a Tus recursos de amor, de apoyo y de amistad. Abre mis ojos y mi corazón para que pueda ver el amor, la ayuda y el apoyo que hay para mí. Ayúdame a saber que soy amado" "Hoy participaré en mis relaciones al máximo de mi capacidad. Estaré dispuesto a tener intimidad y a compartir con la gente en la que confío. Pediré lo que necesito y daré lo que me parezca adecuado". "Hoy me someteré a mis sentimientos, incluso a los que son emocionalmente dolorosos. En vez de actuar con urgencia, o de intentar castigar a alguien, seré lo bastante vulnerable para experimentar mis sentimientos". "Hoy no me lanzaré en contra de los que me causan dolor. Sentiré mis emociones y asumiré la responsabilidad de ellas. Aceptaré el hecho de sentirme herido como parte del tener relaciones. Estoy dispuesto a rendirme tanto al dolor como a las alegrías de la vida". "Hoy le pondré atención a mis propias responsabilidades. Dejaré que los demás hagan lo mismo. Si tengo dudas acerca de cuales son mis responsabilidades reales, haré un inventario". "Hoy participare en la vida al máximo de mi capacidad, sin importarme el resultado. Eso me hace ser un ganador". "Hoy dejaré ir mis pequeños y mis grandes sentimientos de culpa. La luz y el amor están de mi lado". "Hoy seré amable conmigo mismo, comprendiendo que a veces, para alcanzar el justo medio del equilibrio, necesito explorar las cimas y los valles. A veces, la única manera que tengo de salir de un valle es brincar lo suficientemente alto para aterrizar en la cima y luego, lentamente, deslizarme hacia abajo". "Hoy me recordaré a mí mismo que tengo derecho a sentirme tan bien como pueda. Puedo experimentar muchos momentos de bienestar; puedo encontrar un punto de equilibrio en el que me sienta contento, en paz y bien". "Hoy me permitiré sentir ira, si necesito hacerlo. Puedo sentir mis emociones y liberarlas constructivamente, incluyendo la ira. Sentiré gratitud por la ira que sienta y por las cosas que ésta está tratando de mostrarme. Puedo sentir y aceptar todas mis emociones sin vergüenza y asumir la responsabilidad de mis actos". "Hoy defenderé mi propia causa. Recordaré que está bien que me defienda sólo cuando esa acción sea la adecuada. Dios mío, ayúdame a defenderme solo, en forma apropiada y con confianza". "Dios mío, muéstrame las áreas donde el actuar “como si” me podría ayudar a sentar las bases de la realidad que yo deseo. Guíame al usar esta poderosa herramienta de recuperación para ayudarme a crear una vida mejor y relaciones más sanas". "Hoy tendré gratitud. Empezaré el proceso de convertir la pena de hoy en la alegría de mañana". "Hoy asumiré la responsabilidad de ser yo mismo y de demostrárselo a los demás al no permitir que se me victime. No puedo controlar los acontecimientos, pero sí puedo controlar mi actitud al ser victimado. No soy una víctima; no merezco ser victimado". "Hoy pondré atención a lo que quiero y necesito. No me subestimaré". "Hoy, ayúdame Dios mío a alejar los pensamientos negativos que pudiera estar albergando acerca de mis circunstancias o de mis relaciones pasadas. Puedo aceptar, con gratitud, todo lo que el pasado me ha traído al día de hoy". "Hoy, ayúdame Dios mío a alejar los pensamientos negativos que pudiera estar albergando acerca de mis circunstancias o de mis relaciones pasadas. Puedo aceptar, con gratitud, todo lo que el pasado me ha traído al día de hoy". "Hoy comenzaré el proceso de alejar todos los sentimientos y creencias autoderrotistas vinculados a relaciones pasadas. Borraré mi pizarrón para poder estar libre para amar y ser amado". "Hoy estaré consciente de las “conductas gancho” que me llevan a convertirme en cuidador de los demás y que me hacen sentir victimado. Ignoraré los comentarios, las miradas y las palabras que me enganchan, y esperaré de los demás la conducta directa y honesta que merezco". "Rezo pidiendo fe en que mi futuro será bueno si vivo el hoy bien y en paz. Recordaré que quedarme en el presente es lo mejor que puedo hacer para mi futuro. Me concentraré en lo que está sucediendo hoy en vez de en lo que va a ocurrir mañana". "Hoy me acordaré de asistir a las reuniones de ayuda". "Hoy recordaré que a Dios le importa lo que yo necesito, especialmente si me importa a mí". "Hoy, a pesar de mis circunstancias, creeré hasta donde soy capaz que un Poder Superior a mí mismo puede restaurarme a una forma sana de vivir en paz, y que así lo hará. Luego, me relajaré y permitiré que Él lo haga". "Hoy me abriré al cuidado de un Dios amoroso. Luego, dejaré que Dios me muestre Su amor". "Hoy vigilaré las señales que me indican que he caído en la trampa de la vergüenza. Si me hundo en la vergüenza, saldré aceptándome a mí mismo y afirmando que está bien ser como soy". "Dios mío, ayúdame a estar dispuesto as dejar mis miedos y mi renuencia a enfrentar la parte necesaria del manejo responsable del dinero en mi vida. Enséñame las lecciones que debo aprender acerca del dinero". "Hoy me libraré a mí mismo, dejando ir mi necesidad de ser víctima, y exploraré mi libertad para cuidar de mí mismo. Esa liberación no me apartará de la gente que amo. Me acercará más a la gente y estaré más en armonía con el plan de Dios para mi vida". "Hoy recordaré que tengo que cuidar de mí mismo. Tengo alternativas y puedo ejercitar las opciones que elija sin sentimientos de culpa". "Hoy Dios mío, ayúdame a disponerme por completo a dejar ir los sentimientos de culpa. Por favor apártalos de mí y reemplázalos con amor a mí mismo". "Hoy, y cada vez que sea posible, Dios mío, déjame ser gentil conmigo mismo y con los demás. Ayúdame a encontrar el equilibrio entre la acción asertiva emprendida en busca de mis mejores intereses y el amor por los demás. Ayúdame a comprender a que a veces esas dos ideas son una sola. Ayúdame a encontrar el sendero adecuado para mí". "Dios mío, mientras vivo el día de hoy, déjame abrirme a mis sentimientos. Hoy, ayúdame a saber que no necesito forzarme ni reprimir la curación que tengo a mi disposición en mi recuperación. Ayúdame a confiar en que si estoy abierto y dispuesto, la curación se dará en forma natural, de una manera que puedo manejar".

3 de octubre de 2012

Responsabilidad

Cuidar de uno mismo significa asumir la responsabilidad de nosotros mismos. Asume responsabilidad por nosotros mismos. Asumir responsabilidad por nosotros mismos incluye asumir nuestras verdaderas responsabilidades con los demás. A veces, cuando empezamos la recuperación, estamos hartos de sentirnos responsables de tanta gente. Aprender que únicamente tenemos que ser responsables de nosotros mismos puede ser un alivio tan grande que, durante un tiempo, desconocemos nuestras responsabilidades hacia los demás. La meta en la recuperación es encontrar el equilibrio: nos hacemos responsables de nosotros mismos e identificamos nuestras verdaderas responsabilidades hacia los demás. Esto puede implicar una clasificación, especialmente si hemos funcionado durante años de acuerdo con nociones distorsionadas acerca de nuestras responsabilidades hacia los demás. Podemos ser responsables de una persona como amigo o como empleado; de otra persona, como patrón o como cónyuge. Con cada persona tenemos ciertas responsabilidades. Cuando atendamos a esas responsabilidades reales, encontraremos equilibrio en nuestra vida. También estamos aprendiendo que aunque los demás no son responsables de nosotros, en cierta manera tienen responsabilidades con nosotros. Podemos aprender a discernir nuestras verdaderas responsabilidades hacia nosotros mismos y hacia los demás. Podemos permitirles a los demás que sean responsables de ellos mismos y esperar que sean adecuadamente responsables hacia nosotros. Necesitaremos ser amables con nosotros mismos mientras aprendemos.

1 de octubre de 2012

Que es la Co-dependencia y porque hace sufrir!

La codependencia puede ser definida como una enfermedad, cuya característica principal es la falta de identidad propia. El codependiente pierde la conexión con lo que siente, necesita y desea. Si es dulce y agradable aunque no lo sienta, es porque busca aceptación. Cree que su valor como persona depende de la opinión de los demás. Da más importancia a los demás que a sí mismo. Se crea un yo falso, pues en realidad no está consciente de quién es y está tan desconectado de sus propios sentimientos, que asume la responsabilidad por las acciones de los demás. Se avergüenza por lo que hacen otras personas y toma las cosas de una manera personal. Invierte una enorme cantidad de energías en mantener una imagen o un estatus para impresionar porque su autoestima es muy baja, ya que depende del valor que los demás le otorgan. La codependencia se origina en las familias disfuncionales y convierte a los miembros de esas familias en personas hiper-vigilantes. Al estar el ambiente familiar tan lleno de estrés debido a la violencia, la adicción al alcohol o a las drogas, las enfermedades emocionales de sus miembros etc; la persona codependiente enfoca su atención hacia su entorno para defenderse de algún peligro real o imaginario. El estado de alerta es una defensa de nuestros cuerpos, algo temporal que nos ayuda a defendernos en momentos de peligro. Pero cuando ese estado se vuelve crónico, la persona pierde el contacto con sus reacciones internas, ya que todo el tiempo su atencion está afuera de sí misma. Los niños necesitan seguridad y tener modelos saludables para imitar, para poder entender sus propias sensaciones internas. También necesitan aprender a separar los sentimientos de los pensamientos y a generar autoestima ellos mismos desde su interior. Si el niño pierde el contacto con sus sentimientos, tratará de llenar sus necesidades con estímulos externos y se convertirá en un adulto Codependiente. Cuando una persona vive su vida a través de los demás y a costa de sus legítimas necesidades, va más allá de lo que exige el verdadero amor. Se quema hasta el punto de no quedar ya nada de ella. Parece un noble empeño ayudar a otras personas que se están autodestruyendo, como en el caso de las esposas o novias de los alcohólicos o adictos a la droga, al juego o al sexo. Sin embargo, olvidamos ayudar a los codependientes. Todo amor que no produce paz, sino angustia o culpa, está contaminado de codependencia. Ese tipo de amor patológico, de obsesión, es sumamente destructivo. Al no producir paz interior ni crecimiento espiritual, no lleva a la felicidad. La codependencia crea amargura, angustia, enojo y culpabilidad irracional. El fruto del amor debe ser la paz y la alegría. Si no es así, algo anda mal. Somos imagen y templo de Dios. No debemos albergar en nuestro corazón ni angustia ni ninguna otra emoción dañina. La codependencia nace de un hambre malsana de amor, quizás provocada por un ambiente familiar en que uno no se sentía amado. Se puede tener un hambre tan desordenada de amor, que nos impida dejar una relación humana negativa. El dolor en la codependencia es mayor que el amor que se recibe. Hay que tratar de mantener una relación sólo hasta donde debamos y podamos. Debemos procurar mantenernos en la línea del quinto mandamiento de la Ley de Dios. Si una relación humana resulta perjudicial para la salud física, moral o espiritual, hay que cortar. La misma Iglesia Católica permite la separación de los casados cuando la vida en común se hace intolerable. Una de las características de la persona codependiente es que no confía en la otra persona a la que trata de influir. Esto lo demuestra persiguiéndola, tratando de controlarla, diciéndole lo que tiene que hacer, etc. La sobreprotección, signo de codependencia, a veces nace de la situación de una madre que ha perdido a su esposo. Hay madres que usan a sus hijos para llenar un vacío. El codependiente no sabe quién es, lo que siente, cuáles son sus necesidades; vive como un ser vacío. El verdadero amor promueve el crecimiento mutuo. El fin de todo ser humano no es complacer siempre a otro o ser lo que el otro espera de uno, sino ser el reflejo de Dios para los demás: lo que Dios le creó para ser. La codependencia aparenta ser amor, pero es egoísmo, mutua destrucción, miedo, control, relación condicionada: "Te amo si cambias"; "Si no haces lo que digo, te recrimino, te persigo, me siento tu víctima." En la codependencia hay una gran cantidad de manipulación. Es una relación descontrolada: hagamos todo lo que sea para que esa persona se acomode a mí. En momentos de frustración, la codependencia es abusiva o de tremenda tolerancia del abuso. La persona Codependiente permite tanto que no reconoce el abuso cuando lo sufre. Ha llegado a tener una autoestima tan baja, que ya no se da cuenta de que están abusando de ella. El codependiente necesita dar continuamente para no sufrir culpabilidad, ansiedad, enojo, miedo, etc. Necesita dar, sentirse necesario para tener autoestima. Está dominado por sentimientos enfermizos y no por la razón. El amor humano debe ajustarse a la razón. Los codependientes se dejan llevar solamente por sus sentimientos. Su autoestima depende del comportamiento o reacción de los demás. El codependiente debe recibir ayuda profesional y espiritual. Debe amarse ordenadamente a sí mismo, atendiendo a sus necesidades básicas. "La codependencia es una condición específica que se caracteriza por una preocupación y una dependencia excesivas (emocional, social y a veces física), de una persona, lugar u objeto. Eventualmente el depender tanto de otra persona se convierte en una condición patológica que afecta al codependiente en sus relaciones con todas las demás personas. "El codependiente tiene su propio estilo de vida y su modo de relacionarse con los demás debido a su baja autoestima. Se enfoca siempre en los demás y no en sí mismo. La persona codependiente no sabe divertirse porque toma la vida demasiado en serio. Se le dificulta llegar a tener intimidad con otras personas porque teme ser herida por ellas. Necesita desesperadamente la aprobación de los demás y por ello busca complacer a todo el mundo. Siente ansiedad cuando tiene que tomar decisiones porque teme equivocarse. Niega sus propios sentimientos." Melody Beattie caracteriza a la persona CODEPENDIENTE como aquella que ha permitido que la conducta de la otra(s) persona(s) la afecten, y que esta obsesionada por controlar la conducta de esa(s) persona(s). Esa otra persona puede ser un nino o un adulto, un conyuge o un amante, una hermana, una amiga, un companero de trabajo, un cliente o cualquiera. Ahora bien, definir el problema es IMPORTANTE porque ayuda a determinar la solucion. La misma es VITAL. Significa sentirse MEJOR. Significa RECUPERACION. Los codependientes, sin dudas son benevolos, preocupados por el bienestar de los otros, intentando cubrir las necesidades del mundo. Tratan de proteger y de ayudar a las personas que les importan. Es natural que les afecte los problemas de la gente que les rodea y reaccionen ante ello. A medida que un problema se vuelve mas serio y permanece sin resolverse mas les afecta y mas reaccionan hacia este. Sea cual sea el problema que tenga la otra persona, la codependencia implica un sistema habitual de pensar, de sentir y de comportarse hacia uno mismo y hacia los demas que causa DOLOR. Las conductas y habitos codependientes son AUTODESTRUCTIVAS. Las mismas imposibilitan encontrar la paz y la serenidad con la persona mas importante en nuestra vida: UNO MISMO.