2 de noviembre de 2011

En estos tiempos he tenido que revisar la palabra amor


Yo antes creía que la pasión necesitaba estímulos fuertes, demoledores, totales, pero no es así, por lo menos no en mi caso. Y tampoco hace falta insultarse hasta la degradación para excitarse hasta perder el juicio haciendo el amor. La fusión, la pérdida de identidad, la disolución del Ego gracias a largos orgasmos no solamente se consigue con una relación como la que tenía con tu madre, sino también y de forma mucho más constructiva con una compañera que no le tiene miedo a prohibir nada y que busca siempre nuevos grados de libertad, una compañera que nunca supo lo que eran armas de mujer…

Juan Trigo

No hay comentarios:

Publicar un comentario